• Equipo La Galería M

Clear Skies: Iniciativa ambiental y social de Galderma y Cetaphil

Galderma y CETAPHIL® presentaton la iniciativa Clear Skies, un compromiso a largo plazo para apoyar un medio ambiente más saludable y un futuro mejor para todos. Galderma ha dado grandes pasos para reducir su huella medioambiental en la última década, y Clear Skies esboza el viaje de la empresa para integrar prácticas responsables en toda la actividad. Clear Skies se articula en torno a cuatro áreas clave en las que la organización puede tener un impacto: reducir el impacto medioambiental, formulación con ingredientes más limpios, uso de envasado más inteligente y servicio a sus comunidades.

A través de esta iniciativa estratégica, Galderma y CETAPHIL se comprometen a establecer y alcanzar objetivos para seguir reduciendo el impacto en el medio ambiente y contribuir a la fortaleza de las comunidades. En la actualidad, la empresa tiene como objetivo conseguir un 100% de electricidad renovable en sus fábricas actuales para 2022 y llegar a ser neutra en carbono en sus instalaciones de producción.

"Sabemos que la salud de nuestra piel es un reflejo de nuestro entorno: factores como la contaminación, la calidad del agua y el clima pueden afectar a la piel, especialmente a la piel sensible. Como líder en el tratamiento de la piel sensible, es hora de ser aún más sensibles al medio ambiente para contribuir al cambio a corto y largo plazo.”

“Estamos orgullosos de lo que hemos conseguido hasta ahora, pero sabemos que podemos hacer más: esto es sólo el principio. Sabemos que si hacemos lo correcto, nuestros clientes, socios, empleados y comunidades también se beneficiarán.”

WALTER GEIGER

JEFE DE LA UNIDAD DE NEGOCIO DE CONSUMO GLOBAL, GALDERMA

Clear Skies apoyará los esfuerzos de la empresa por ser más sostenible utilizando menos recursos y creando menos residuos. El enfoque científico se basa en la investigación exhaustiva del Protocolo de Gases de Efecto Invernadero y se alinea con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas.

Reducir el impacto ambiental: Desde 2010, Galderma y CETAPHIL han reducido el consumo de agua en un 33% por tonelada de producto, a través de programas de reciclaje y reutilización en las fábricas e instalaciones de investigación. La empresa también redujo las emisiones anuales de CO2 de las fábricas en más de un 60%, mediante el uso de tecnología más eficiente y fuentes renovables de electricidad. Actualmente, el 95% de la electricidad que alimenta sus fábricas procede de recursos renovables y ninguno de los residuos de las fábricas acaba en un vertedero.

Formulación con ingredientes más limpios: CETAPHIL también está reformulando los productos para ofrecer a los consumidores las fórmulas más limpias que buscan. La marca está comenzando este proceso con cuatro de sus productos más icónicos y más vendidos. En concreto, la loción limpiadora para pieles sensibles, la loción limpiadora para pieles grasas, la loción hidratante, la crema hidratante y la loción ultra humectante se elaboran ahora con fórmulas fácilmente biodegradables, y en el futuro se reformularán otros productos. Estos productos reformulados no contienen parabenos, sulfatos ni ingredientes de origen animal, y no han sido probados en animales en ninguna de las etapas de nuestros procesos de innovación, desarrollo o fabricación de productos. Se han desarrollado con una mezcla de ingredientes hidratantes y acondicionadores de la piel -incluyendo una mezcla respaldada por dermatólogos de Niacinamida, Pantenol y Glicerina hidratante para mejorar la resistencia general de la piel sensible- manteniendo la misma eficacia y experiencia sensorial de confianza que los consumidores de CETAPHIL conocen y aman. Los productos reformulados ya se encuentran disponibles en Chile, desde abril de 2022.

Uso de envasado más inteligente: El envasado de los productos también se está mejorando para garantizar que se pueda reciclar para que sirva para un nuevo propósito, en lugar de que se quede en un vertedero. CETAPHIL utiliza principalmente envases y cierres monomateriales que son en parte reciclables, por lo que los envases y embalajes pueden reciclarse en la mayoría de las instalaciones. Además, la mayoría de los productos utilizan envases y sistemas de cierre que se desmontan, lo que facilita su clasificación. Los envases de papel se fabrican con materiales renovables y biodegradables. CETAPHIL seguirá identificando formas de hacer que sus envases sean más amigables con el medio ambiente.

Para más información, sigue a @Cetaphilcl en Instagram y Facebook.