• Equipo La Galería M

Sopas para el frío



Con frío y lluvia las ganas de tomar una sopa aparecen casi en forma instantánea con la ventaja de que esta versátil opción puede prepararse casi con cualquier ingrediente y en poco tiempo. Eso permite que hasta los más mañosos encuentren una a su gusto.


Otra de las ventajas es que resultan ser un alimento muy nutritivo. Según explica Susan Bowerman, Directora de Educación y Capacitación en Nutrición Mundial de Herbalife Nutrition “no existe duda de que las sopas preparadas en casa son deliciosas. Pero cuando no tienes tiempo para cocinar o no tienes los ingredientes necesarios, hay otras alternativas para nutrirse de una manera práctica, rápida y deliciosa”.


Y una de ellas es Nutri Soup, un producto de Herbalife Nutrition que ya suma a su oferta una de sabor pollo con vegetales. Proteínas, fibra y vitaminas y minerales son parte de su aporte. Además es baja en grasa y aporta 21 vitaminas y minerales, que cumplen diversas funciones en el cuerpo y se prepara mezclando 3 cucharadas con agua o leche descremada caliente. La primera opción, aporta 8 gramos de proteína y 109 calorías; la segunda, 16 gramos de proteína y 211 calorías.


Sopas caseras

Y a la hora de prepararlas en casa la profesional entrega algunas recomendaciones que permitirán sacarle mayor provecho a este plato:


Base para preparar: Consomés enlatados o en cajitas sirven como base. Puedes ocupar sabores como carne, pollo, vegetales o mariscos. Por lo general, estos aportarán un sabor más fresco a las sopas que el que obtendrías con cubitos de caldo (los cuales tienden a ser muy altos en sodio). Otra opción son los tomates en lata que se pueden ocupar después de ponerlos en la licuadora. El puré de tomate complementa bien a los porotos negros, mientras que el consomé de pollo o vegetales combinan con los porotos blancos.


Algo de proteína: Puedes usar una base de zapallo o brócoli y crear una sopa cremosa al agregarle leche normal o de soya, o también puedes agregarle tofu y licuarla. Las sopas cremosas son un buen complemento para los mariscos, así que asegúrate de tener en tu congelador, camarones, salmón, o almejas picadas en su jugo para preparar una crema. El pollo o pechuga de pavo son muy convenientes para tus sopas con base de consomé; si tu supermercado vende pollos asados enteros, mucho mejor. Compra uno y agrégale pedacitos a la sopa para que tenga un sabor casero.


Hora de sazonar: Una pizca de salsa de soya, pimienta blanca, jengibre en polvo o unas gotitas de aceite de sésamo, son alternativas que nos llevan a los sabores de oriente y si prefieres algo más mediterráneo opta por condimentar tu sopa de tomate con albahaca o romero y una pizca de queso parmesano. Para la crema, un poquito de ajo, semillas de apio, pimentón y tomillo.


#Comer #ComerBien #ComerSano #BuenaMesa #Nutrición #Nutritivo #Sopas #SopaParaElFrio