top of page
  • Foto del escritorEquipo La Galería M

Rio Grande do Norte, un destino inexplorado ideal para los fanáticos de Brasil


Con los feriados dieciocheros ya en el recuerdo, ahora es tiempo de comenzar a preparar las próximas vacaciones y Brasil, uno de los países favoritos de los chilenos, se ubica como una de las grandes alternativas para el descanso estival 2024. Según cifras de Embratur, el ente del turismo brasileño, Chile se ubica como el cuarto país de la región que más aporta viajeros al país carioca, con más 70 mil turistas durante la temporada veraniega.


A los destinos habituales como Río de Janeiro, Florianópolis y Salvador de Bahía, ahora se suma una de las regiones menos conocidas del gigante sudamericano: Rio Grande do Norte. Ubicado en el noreste de Brasil, es el estado que menos visitas recibe en comparación con otras zonas del país, lo que lo convierte en un destino ideal para explorar. Cercano a la línea del Ecuador, cuenta con clima tropical durante todo el año y al menos durante 9 meses al año, no se registran lluvias y la temperatura puede alcanzar los 33°C, lo que lo convierte en el productor del 95% de la sal brasileña.


Natal, su capital costera, es quizás una de las ciudades más conocidas e importantes de la región, y la puerta de entrada a este verdadero paraíso de belleza natural con más de 400 kilómetros de costas fabulosas, repletas de playas con dunas de arenas blancas y aguas cristalinas, ideales para nadar y practicar todo tipo de deportes acuáticos.


La región costera de Rio Grande do Norte atrae a turistas de todo el mundo, donde Pipa es uno de los balnearios más conocidos, junto con Ponta Negra y Genipabu, famosa por sus espectaculares dunas de arena donde los los visitantes pueden disfrutar de paseos en buggy y hacer sandboard.


Y al igual que otras zonas brasileñas, Rio Grande do Norte es un lugar apto para todo tipo de turistas como familias, parejas o solo travellers, ya que hay múltiples actividades para realizar. Para los amantes de la playa y el sol, esta área tiene muchos balnearios y zonas más apartadas para quienes buscan paz y serenidad.


Los más aventureros y amantes de la naturaleza podrán disfrutar de varias actividades como paseos por las dunas, buceo, avistamiento de tortugas marinas y senderismo en parques naturales protegidos como el Parque Nacional de la Restinga de Jurubatiba y el Parque Nacional de la Lagoa do Açu.


Para quienes gustan de la gastronomía, la cocina regional es única y sabrosa e incluye platos como la carne de sol o jabá (carne secada al sol), el camarón en diversas preparaciones y el "bolo de rolo" (un postre enrollado), además de otros dulces tradicionales; mientras que la cultura y el folclor se pueden vivir a través de festivales tradicionales como el Carnaval, en febrero, y el Festival de São João en junio, que celebra la festividad de San Juan y durante el cual hay danzas, música tradicional, comidas típicas y decoraciones festivas en todo el estado.


Otra de las características de Rio Grande do Norte es que cuenta con todo tipo de infraestructura para recibir a los turistas. Por ejemplo, cuenta con varios aeropuertos, siendo el Internacional de Natal el más importante; tiene una amplia selección de hoteles, resorts, posadas y alojamientos que van desde opciones económicas hasta hoteles de lujo frente a la playa; una red de carreteras que conecta las principales ciudades y regiones turísticas, además de modernos centros comerciales, y hospitales, clínicas y servicios médicos disponibles para atender cualquier emergencia médica que pueda surgir durante la estadía.


Diana Mediña, gerenta de marketing de COCHA comenta que Rio Grande do Norte es un destino ideal para visitar de noviembre a febrero en temporada veraniega: “Las playas estarán llenas de vida y se puede disfrutar de muchas actividades acuáticas y deportes al aire libre. Hay que tener en cuenta que esta es también la temporada de lluvias en el noreste de Brasil, por lo que puede haber algunas precipitaciones ocasionales”.


La ejecutiva agrega que entre diciembre y julio también es una buena alternativa para ir, ya que durante esos meses se puede participar en excursiones para ver a las tortugas poner sus huevos en las playas y presenciar la eclosión de las crías.


“Quienes quieran evitar las multitudes y los precios más altos, de marzo a junio y de agosto a octubre, los precios de los alojamientos y otros servicios suelen ser más bajos, aunque el clima puede ser un poco más fresco en comparación con los meses de verano. De todas maneras, es agradable para disfrutar de las playas y otras actividades turísticas”, dice Daiana Mediña.


Para visitar Rio Grande do Norte, COCHA ofrece paquetes de 5 noches a precios muy convenientes a partir de marzo 2024, con vuelo y hotel desde los $561.000 por persona.



Comments


bottom of page