• Equipo La Galería M

La cirugía plástica como hito reparador para quienes han sufrido bullying


El bullying sigue estando presente en la realidad de muchos escolares en Chile. Pese a que la pandemia provocó que durante dos años no hubiese presencialidad en las clases y estas se desarrollaran de forma remota, el acoso escolar siguió presente e incluso registró un aumento.


Según el último estudio de la ONG internacional “Bullying sin Fronteras”, uno de cada cuatro niños, niñas o adolescentes ha sido víctima de acoso escolar en el país. Incluso, en el último año se registraron 5.934 denuncias por este hecho, en base a datos recopilados del Ministerio de Educación y el Poder Judicial.


Si bien esta realidad es abordada en diversos espacios tanto escolares como familiares, aún es una problemática que afecta a niños, niñas y adolescentes y dañando también al entorno familiar. A raíz de ello, existen consultas por parte de padres para someter a sus hijos a procedimientos quirúrgicos para eliminar aquellos aspectos físicos por los cuales los menores son molestados en sus colegios.


Al respecto el cirujano plástico y director Médico de Clínica WAM Center, Dr. Esteban Torres, plantea que una cirugía plástica es un hito reparador en la vida de una persona que ha sufrido acoso por alguna caracteristica física, pero que esta debe ser realizada en un momento adecuado y no cuando se es muy niño.


“Cuando un niño está en pre kinder o kinder todavía no está fija la identidad del ser, el darse cuenta de uno, el ir conociendo lo que es la abstracción, la ironía. Todo eso va apareciendo en los niños cuando empiezan el primero básico”, plantea el también miembro de la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica.


“La capacidad de generar comentarios o conductas de acoso que molesten al otro se da por lo general a partir del primer año de educación básica y allí nuestros niños ya son capaces de darse cuenta de aquellos aspectos físicos que provocan bullying”, complementa el doctor Torres, quien también desde su experiencia profesional ha abordado el tema con padres para asi tomar decisiones bien pensadas.


Torres añade que el bullying muchas veces no se hace a personas que cuentan con condiciones diferentes o retrasos mentales, sino que a quienes tienen aspectos físicos, muchas veces hereditarios que causan estas intolerables burlas. “Si me pueden hacer bullying que porque soy orejón por ejemplo, o muchas veces después porque estoy gordito. Cuando empieza habitualmente el bullying se genera en condiciones que no son de enfermedad”, plantea el doctor Torres.


“Por ello, hay que tomar conciencia, ver al niño, cómo lo está pasando, si hay cambios de conducta, si es sociable, si tiene rasgos de depresión y si se aísla, pierde o no tiene amigos o no quiere ir al colegio. Cualquiera de estas señales de alerta uno tiene que preguntar en el colegio e intentar hacer una intervención inmediata”, plantea el director Médico de WAM Center, añadiendo también que la terapia con psicólogo y psiquiatra es clave para adquirir herramientas que permitan enfrentar estas situaciones.


Por ello, el consejo que entrega Esteban Torres para aquellos padres que estén pensando en una cirugía para corrección de orejas aladas, es que esta se haga antes de primero básico y se entreguen todas las herramientas y cuidados al niño, niña o adolescente a fin de cuidarlo y que este procedimiento sea un hito que marque un cambio positivo para el resto de su vida.