top of page
  • Foto del escritorEquipo La Galería M

5 consejos para mejorar tu alimentación durante las vacaciones




Tras las fiestas de fin de año y el inicio del verano, muchos buscan de manera urgente cumplir con el propósito de bajar de peso e iniciar una dieta para este propósito. Sin embargo, esto termina siendo perjudicial para nuestra mente.

Según la nutricionista de Mondelēz, Silvia Sáenz, “iniciar una dieta no implica hacer esfuerzos sobrehumanos con prohibiciones que en algunos casos generan ansiedad. Solo es necesario comer sano y contar con hábitos alimentarios adaptados a tu rutina diaria. ¿El factor clave? Alimentarse de manera consciente, dándole la importancia debida a cada comida del día, así como a los snacks que consumimos”.

Bajo este panorama, Sáenz ha elaborado una lista de cinco consejos para ayudarte a mejorar tu alimentación en este inicio de año y período de vacaciones:

Comer por impulso o sin hambre: casi siempre se busca saciar un impulso con lo primero que nos encontremos. Lo ideal es hacer una pausa e identificar si realmente necesito comer o, por lo contrario, lo que necesito es un momento de pausa para caminar, respirar profundo o hacer una pausa activa. Cuando de verdad sea necesario comer, busca el alimento que esté de acuerdo con tu necesidad y en la porción adecuada. Para momentos como este, recomiendo consumir frutas, frutos secos, dátiles o productos con granos enteros como galletas integrales.


¡Dieta ya!: otro tema que preocupa a muchas personas es iniciar un régimen estricto donde se establecen prohibiciones, lo que termina generando frustración y ansiedad. En personas sanas, lo recomendable es llevar un estilo de vida saludable que incluya una alimentación balanceada y concuerde con su rutina diaria. En este proceso es vital ser consciente de todas las comidas ingeridas al día, poniendo atención a cada uno de los momentos de consumo, tomando la porción de alimento de acuerdo con las necesidades propias.


Hidratación: puede ser frecuente dejar de lado el agua por otro tipo de bebidas; azucaradas, gaseosas o bebidas alcohólicas. Este período de verano es el momento ideal para retomar el buen hábito de consumir al menos 2 litros diarios de agua al día, ya que esto aportará al buen funcionamiento de nuestro organismo.


Ejercicios: un estilo de vida saludable siempre requiere de actividad física, lo cual ayuda a mantenerse activo y que el metabolismo se estimule para quemar esas calorías de más. Si no puedes ir a un gimnasio, podrías realizar rutinas en casa o caminatas diarias de mínimo 30 minutos.


Poco a poco: no existe una dieta, ni un producto milagroso que ayude a bajar de peso en un abrir y cerrar de ojos. Todo conlleva tiempo, poco a poco se pueden retomar los hábitos que harán que te sientas mejor tanto físicamente como psicológicamente. Así que no desesperes, solo recuerda ser constante en el proceso.

* Nota: Estas recomendaciones no reemplazan la cita médica.

Commentaires


bottom of page